1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Votación 2.50 (2 Votos)
Cristiana embarazada condenada a muerte en Sudán podría ser indultada - 2.5 de 5 basado en 2 votos
Escrito por entreCristianos
Publicado el 20 Mayo 2014
Imprimir

MeriamIbrahim2014-05Hay una nueva esperanza para Meriam Ibrahim, una mujer embarazada condenada a muerte en Sudán por ser cristiana.

En vista de la creciente indignación internacional, el gobierno sudanés ha comenzado a dar marcha atrás, diciendo que Sudán está comprometido con la libertad de religión e indicando que la mujer puede apelar.

La noticia llega una semana después de que Ibrahim de 26 años de edad, fue condenada por "apostasía", tras cuatro días de oportunidad para arrepentirse y escapar de la muerte, según dijo su abogado.

El tribunal también ordenó que Ibrahim recibiera 100 latigazos por haber cometido "zena"- en árabe, "sexo ilegítimo" - por tener relaciones sexuales con su marido, Daniel Wani, un cristiano del sur de Sudán, que tiene la ciudadanía de Estados Unidos.

Según Solidaridad Cristiana Mundial (CSW, por sus siglas en inglés), el tribunal dictaminó que Ibrahim dejó el islam cuando se casó con un hombre cristiano.

Pero Ibrahim, quien también tiene un hijo de 20 meses de edad, quien se queda con ella en su celda de la prisión, disputó la afirmación de la corte.

"Nunca fui musulmana", dijo. "Fui criada en el cristianismo desde el principio".

El tribunal dio a la madre cristiana una oportunidad para retractarse de su fe cristiana, pero Ibrahim se negó a hacerlo, según informes, diciendo al tribunal: "Yo soy cristiana, y voy a seguir siendo una cristiana".

El portavoz de la fiscalía, Ahmad Hassan, dijo que a la pareja se le dio "tiempo suficiente para probar su inocencia, pero creo en la defensa de nuestras tradiciones y costumbres como sudanés".

"El tribunal no tiene la apariencia de justicia o respeto a la libertad de elección en las creencias de uno, personal e individualmente", dijo el activista político Amal Habany.

Tina Ramírez, del grupo de derechos humanos Hardwired, dijo que el gobierno de Estados Unidos no ha sido de gran ayuda en este caso.

"Hay un gran fracaso por parte de los Estados Unidos. Aunque Daniel había tratado de conseguir una visa para su esposa e hijos para venir a los Estados Unidos, antes de esto," dijo Ramírez. "Había muchas complicaciones y todavía no han sido procesadas".

Si hay alguna buena noticia, es que todavía hay tiempo para salvar la vida de Meriam.

"Habrá una apelación y podría tomar años", dijo Ramírez. "No la van a matar durante el embarazo o el destete del niño, por lo que podría tomar un par de años antes de que la sentencia se lleve a cabo".

Ha habido una serie de casos en los últimos años de sudaneses condenados por apostasía, pero todos ellos han escapado de las penas de muerte por retractarse de su fe.

El abogado de la mujer llamó a la convicción jurídicamente viciada, ya que el juez se negó a escuchar a los testigos claves de la defensa, y acusó al tribunal de ignorar las disposiciones constitucionales de la libertad de culto y la igualdad entre los ciudadanos.

Al igual que en muchas naciones musulmanas, las mujeres musulmanas en Sudán se les prohíbe casarse con no musulmanes, mientras que los hombres musulmanes pueden casarse fuera de su fe.

Por ley, los niños deben seguir la religión de su padre. El padre de Ibrahim era musulmán, pero su madre era una cristiana ortodoxa de Etiopía.

 

Fuente: Mund Cristiano


etiquetas:
 Suscríbete al boletín:
 
Estás aquí:   

¡Atención! utilizamos cookies

Al navegar por entreCristianos entendemos que aceptas su uso. Saber más

Acepto