1 1 1 1 1 1 1 1 1 1 Votación 0.00 (0 Votos)
Escrito por entreCristianos
Publicado el 28 Junio 2009
Imprimir
iranmapa.jpgMuchas personas se sienten frustradas por el Islam después de 30 años de la Revolución Islámica en Irán - y esto se ve reflejado en las protestas que acontecen en Irán actualmente después de la polémica reelección del Presidente Mahmoud Ahmadinejad.

En Irán hay un movimiento de búsqueda espiritual y algunas personas encuentran a Jesús. En la actualidad hay más de 100.000 creyentes que profesan su fe en secreto y que a menudo se reúnen en iglesias caseras de vertiginoso crecimiento.  A estos cristianos se les denomina "creyentes en secreto".

Las autoridades persiguen a estas personas. Durante el año 2008, por lo menos 50 cristianos (en su mayoría musulmanes conversos), fueron detenidos,  torturados, intimidados e incluso se les quitó la vida por su fe en Jesucristo. 2008 ha sido el año más duro en materia de persecución cristiana desde la Revolución Islámica Iraní.

Paradójicamente al crecimiento de los "creyentes en secreto", el número oficial de los cristianos se ha reducido a la mitad de los 250.000 armenios y cristianos asirios que existían antes de la revolución islámica en 1979.  Muchos han abandonado de Irán por la discriminación y persecución. Desde la elección del Presidente Ahmadinedjad en 2005, las fuerza de seguridad han hecho más rígidos los controles para aplicar la legislación anti-cristiana.

Iglesias supervisadas por la policía secreta

Alrededor de la mitad de los 125.000 creyentes que hay en  Irán pertenecen a iglesias armenias, caldeas o asirias. Se les permite enseñar a su propio pueblo en su propio idioma, pero se les está prohibido predicar el evangelio. Muchas iglesias tienen una gran cantidad de visitantes durante sus servicios los cuales son supervisados por la policía secreta.

La otra mitad de creyentes, principalmente de habla farsi, se reúnen en iglesias caseras y dependen de la televisión por satélite para su alimento espiritual. Son creyentes que tienen mucha sed del Evangelio y están desesperados por las Biblias y enseñanza espiritual en su propio idioma.

Oficialmente el 99% de los 72 millones de iraníes son musulmanes, pero estudios afirman que la sociedad iraní es la más secular en el mundo islámico. 

En la sociedad una gran mayoría de personas están descontentas con la aplicación de las normas musulmanas como el uso del velo, la forma de vestir de las mujeres.

Muchos exmusulmanes afirman que los iraníes están sufriendo un vacío espiritual, pues buscan a Dios y no lo encuentran en su religión. El país está sumergido en una profunda inflación, con elevados precios en artículos de primera necesidad a los que se unen los bajos salarios y el aumento galopante del desempleo.

Conversiones que dan fruto

Los nuevos cristianos generalmente comparten sus experiencias con sus familiares y amigos. Ejemplo de ello es una iraní que se convirtió al cristianismo y que vive en los países escandinavos.  Hace un par de años visitó su país y compartió su fe en su casa y sus familiares comenzaron a asistir a una iglesia casera que tenía unos 50 miembros. Al regresar un año siguiente se encontró que esa congregación había crecido en 250 miembros.

Otro testimonio es la de un ladrón que por casualidad escuchó un sermón en lengua farsi, mientras probaba la antena parabólica que había robado, en ese momento entregó su Cristo y compartió el mensaje con los compañeros con los que practicaba sus fechorías. Hoy en día se congregan en una iglesia casera de 12 miembros.

Crecer espiritualmente en la clandestinidad

La mayoría de los miembros de las iglesias caseras se reúnen a escondidas ocultándose de las autoridades y militantes islamistas. En sus reuniones sintonizan programas de radio y televisión cristianos, o comparten lo que consiguen por Internet en lengua farsi para crecer espiritualmente.



 Suscríbete al boletín:
 
Estás aquí:   

¡Atención! utilizamos cookies

Al navegar por entreCristianos entendemos que aceptas su uso. Saber más

Acepto